Tarde triunfal del albaceteño Rubén Pinar en la plaza de toros de Ontur

Lunes, 20 Marzo 2017 08:54   Emilio Sánchez Provincia
Vota este artículo
(1 Voto)

Los toros volvieron a esta plaza después de varios años de estar ausentes. La nueva comisión de fiestas junto con  el empresario Antonio Soler 

confeccionaron un cartel de toros con el murciano Rafaelillo y el paisano Rubén Pinar para lidiar cuatro toros de "Los Ronceles" bien presentados y encastados y un novillo, codicioso, del mismo hierro para el rejoneador Mario Pérez Langa. Los tres actuantes salieron a hombros.

 El triunfandor de la tarde fue Rubén Pinar al cortar una oreja de su primero y dos y rabo en el que cerro festejo. Dos toroso de juego muy distinto el primero de su lote, estuvo muy justo de fuerzas y lo tuvo que hacer todo el tobarreño, con tandas por ambos pitones, para tratar de mantenerlo en pie, fácil con la espada doblando el toro en la primera entrada de Pinar. Su segundo el toro de mas cuajo de la tarde, bien presentado, tuvo mucha fijeza, se adoró con chicuelinas de manos bajas y con la franela series lentas y con empaque gustándose y llevando embarcado al toro. La faena la remata con una estocada en todo lo alto. Dos orejas y rabo. 

Rafaelillo, que lo mismo que su compañero de terna era la primera vez que se ponían en traje de luces esta temporada, cuajó un buen toro con trapóo y hechuras, apretadas manoletinas y andándole muy bien con el percal. La muleta comienza la faena por alto para alargar la embestida. Los naturales fueron de empaque y con solvencia. Dos orejas tras la estocada. En su segundo, comienza la faena rodilla en tierra con pases por alto, ante la flojedad del toro la faena la construye a media altura, antes de que el tolo se le parase. Fácil con la espada se le concede una oreja.

 El joven rejoneador  Pérez Langa demostró la buena doma de sus montados , mejor con "Melendi" en banderillas y espectacular  montando ‘Algemesi’. Acertó con el rejón de muerte y dos orejas fueron el premio de la presidencia.